7 Mejores Ginebras que puedes probar de esta excelente bebida

Aviso Afiliados: En ocasiones utilizamos enlaces de Afiliados en donde ganamos una pequeña comisión si realizas una compra a través de ellos, así nos ayudas a mantener esta web. Gracias por entenderlo

Para conocer las mejores ginebras que hay en el mundo, es importante entender su historia, la cual está cargada de curiosidades y distintas anécdotas, como la atribuida a Franciscus Sylvius.

Se dice que Sylvius, quien también fue médico alemán, laboró en Holanda y por el año 1600 preparó un licor a base de cereales y enebro. Este lo recetó contra distintas enfermedades, especialmente las estomacales.

Con el paso del tiempo, la receta de Sylvius se popularizó, dando origen al genièvre (en francés), embotellado por vez primera en los Países Bajos. Años más tarde, apareció con el nombre de Jenever o Genever, la cual enamoró a los paladares más exigentes, como el de la Reina Madre, quien la usaba como digestivo.

Posteriormente, fue consumida por “hipstes”, taxistas y jubilados, y su uso en la coctelería mundial es tal que hoy es la base del Gin-tonic, Martini y otras bebidas espirituosas.

Mejores ginebras: Algunas marcas

Hay muchas etiquetas dedicadas al reparto de ginebra. Conocer sus características es determinante si te apasiona este mundo, tienes un negocio dedicado a la venta de este producto o simplemente quieres hacer cócteles y sorprender a tus invitados.

Bombay Sapphire

Combina la versatilidad e igualdad de hierbas seleccionadas a mano e infusionadas al vapor, logrando un sabor más suave.

También, expresa la naturalidad del enebro, limón, cilantro, iris, almendra y los granos del paraíso. El producto final es desvencijado, con predominio en lo cítrico, muy refrescante al paladar.

Beefeater London

Con una larga trayectoria, esta bebida, destilada desde 1820, ofrece la riqueza de los extractos naturales, como la naranja, el limón, regaliz, almendras y angélica. Además, los equilibra con otros cítricos y, por supuesto, con el eneldo.

Es perfecta y muy versátil para disfrutarse como cóctel, por lo tanto, puedes prepararlo una tarde en casa, tomarlo en la playa, en la piscina o en el bar de tu preferencia.

Islay 22

Se elabora artesanalmente y en ella se conjugan al menos 22 recursos diferentes, dando lugar a una gran gama donde se entremezclan sabores y olores únicos. Las notas son florales y cítricas, herbáceas y dulces, especiadas y aromáticas, amargas y pardas.

Es una bebida de impresionante dificultad y profundidad; sin embargo, los amantes de esta botella, suelen disfrutarla sola, con hielo, como tónica o en la preparación de cócteles tradicionales.

Hayman’s of London Doctor Gin

Impregnada de un sello familiar, esta bebida incluye una mezcla de productos botánicos que se dejan en remojo durante un día completo previo a la destilación, llevando a cabo que todos los sabores se liberen al contacto con el alcohol.

El cuidado y el equilibrio del enebro junto a otras especias, son primordiales en la preparación de este clásico. Se almacena en un alambique de cobre fabricado artesanalmente por la misma organización.

Mono 47

Hablamos de un extracto de categoría desarrollada con 47 herbarios, entre los que destacan la manzanilla, almendra, jengibre, cardamomo y lavanda, entre otros más.

Además, tiene un proceso de tres destilaciones y una maceración en vasijas de barro. Su sabor combina la pimienta y las flores con los cítricos y las frutas. Es perfecta para tomar en copa y explorar los diversos sabores.

Sipsmith London

Es bastante artesanal, no obstante, de primera calidad y con un aspecto limpio y brillante al paladar. Es elaborado de forma tradicional, y en ella los botánicos se dejan macerando hasta conseguir un destilado puro con buen aroma y sabor.

En el paladar se sienten los toques cítricos y en la nariz es suave como el olor a flores, lo cual le aporta mucha frescura y sutileza. Es perfecta para tomar con bastante hielo o muy frío.

Tanqueray London

Es un elemento fundamental en la preparación de diversos cócteles. Se destila cuatro veces hasta conseguir una absoluta suavidad entre las notas de enebro y cilantro, tanto en la boca como en la nariz.

Sus particulares sabores se disfrutan con hielo y lima. Incluso, hay quienes se atreven a preparar algunos postres con ella.

El vodka y la ginebra: ¿Cuál es la diferencia?

El vodka y la ginebra son dos licores muy reconocidos. Suelen emplearse a menudo en la preparación de cócteles, así como en otras bebidas. Además de su claridad y sabor, pareciera, a simple vista, que son equivalentes e inclusive en el sabor. Sin embargo, tienen variaciones notables.

De esta forma, el vodka es mucho más espirituoso y con un grado de alcohol del 40%, sin sabor, olor ni color. Puede crearse con uvas, trigo, centeno o sorgo, y aromatizarse con naranja, arándanos u otras frutas o vegetales.

Por su lado, la ginebra, cuyo ingrediente principal es el enebro, es distinta en sabor y olor. Tiende a desprender una herbolaria matizada, seca o dulce, terregosa o fina, frutal o cítrica.

¿Cómo se toman?

El vodka frío es preferido por los comprendidos en la coctelería, ya que tiene más textura y es viscoso a temperaturas muy heladas. La ginebra tiene un sabor muchísimo más característico y es ideal para combinarla con otros licores.

Para elaborar los cócteles, se suele usar más el vodka por su sabor insípido y poco aroma; no obstante, la ginebra, tiene la particularidad de hacer que choquen y exploten en el paladar una extensa variedad de sabores, únicos y difíciles de lograr en otro licor.

La ginebra, bebida mixta que tiene una vasta gama

Ya que el gin se prepara con diferentes aditivos de procedencia vegetal, y que cada destilador tiene su propio procedimiento, el sabor de esta bebida puede variar de un lote a otro.

Aun así, hay dos variedades bien acentuadas por la tradición: la de Holanda y la de Londres. La primera es menos purificada y con sabor a grano, mientras que la segunda no posee edulcorantes. Como elemento de cócteles es, más que nada, un mezclador y potenciador de sabores.

Algunos investigadores aseguran que este licor pertenece a los ocho destilados que suelen beberse solo, tal como pasa con el ron, whisky, jerez, la manzanilla u otras variedades de vino tinto, siendo un verdadero reto para el paladar.

¿De qué está hecha?

Este licor se prepara utilizando una destilación etílica neutra procedente de fuentes agrícolas. Se le añade enebro o «nebrina», un arbusto de coníferas, oriundo de climas fríos, así como cebada, cítricos, hierbas o especias.

¿Cómo se hace?

Tras ser destilada en una caldera de cobre o acero inoxidable, esta bebida, famosa en Filipinas, Estados Unidos, España y Reino Unido, es aromatizada con hierbas, esencias o especias.

En la preparación de la ginebra hay dos elementos relevantes: una materia prima con elevado contenido de azúcar y las levaduras que descomponen naturalmente dichos jarabes.

Los cereales, la uva y la caña son edulcorantes usados en la producción de ginebra.

También se emplean otros ingredientes, y no por accidente o capricho, al contrario, están milimétricamente pensados para potenciar su sabor.

Usos en la medicina tradicional

La cebada malteada también se usa en esta bebida, que tiene poco contenido alcohólico, pero un sabor distintivo. Originalmente, se empleaba para minimizar el amargo de la quinina, un fármaco aplicado contra la malaria.

Por sus efectos antibióticos, ha sido empleada contra las infecciones urinarias. También ha sido usada como un estabilizador de azúcar en la sangre y pócima para aliviar los problemas digestivos.

Además, está comprobado su efecto sanador sobre eczemas, irritaciones y celulitis. Aplicada en masajes, sirve para aliviar la artritis, el reumatismo y los dolores musculares.

Por otro lado, una vez que la ginebra es mezclada con hierbas o flores, su aroma tiene un impacto calmante, ayudando a relajar el cuerpo y creando ambientes cómodos y tranquilos.

Tipos

El gin, como también se le conoce, tiene un grado que está entre los 38 y 47. Pertenece a los licores que se consumen internacionalmente. Por ello, existe pluralidad de marcas.

Cada una de ellas añade un valor a este producto, mientras que en el mercado suelen distinguirse varias categorías, entre las que destacan su estilo, preparación y botánica.

Por su preparación

En el continente europeo, y según los reglamentos de purificación que establecen la proporción de azúcar (0,1 gramos por litro), la ginebra se divide en 4 categorías, según su elaboración. Estas son:

  • Aromatizada. Añade el enebro (natural o rojo), vino de granja, aguardientes o cereales. Plymouth Gin es una ejemplificación de esta clase.
  • Extraída. Es mezclada con alcohol agrícola, después condensada 2 o 3 veces y con una estructura inicial de por lo menos 96 grados. Un caso muestra de eso es el célebre Hendrick’s.
  • Gin. Se aromatiza solo con frutas dulces, lo cual le otorga un profundo sabor, aunque puede combinarse con cualquier cítrico. Tiene 37,5 grados y una muestra de esta pluralidad es la marca británica Tanqueray.
  • London Gin. Tiene un característico sabor seco, sin colorantes ni aditivos. Luego de la sustracción, se almacena en alambiques clásicos y su contenido alcohólico es de 70 grados. En este grupo entra la Bombay Sapphire Gin.

La variedad de sabores que tiene la ginebra logra que sea un licor indispensable a la hora de hacer cócteles u otras bebidas. Eso sí, siempre con su matiz amargo que tanto encanta a muchas personas.

En botánica

También es un producto y un recurso herbario, cuyo resultado es un sabor insuperable, nuevo y exclusivo para quienes la consumen por primera vez. En esta categoría hay distintas variedades:

  • Cítrica. Destaca el ácido, debido a que se elabora con frutas de este tipo y especias o componentes herbales, lo cual le confiere el justo equilibrio fuerte, pero fresco. Las más famosas son: Larios 12 Mediterranean Gin y Bombay Sapphire Gin.
  • Con especias. Tiene olores y sabores extensos en los que resaltan especias como la canela, pimienta, nuez y muchas más. Por ejemplo, algunos aromas similares se desprenden de un Bulldog London Gin, Bayswater London y Citadelle Gin.
  • De hierbas. En esta categoría sobresalen los sabores herbales de la menta, el romero, la albahaca y el tomillo. Su fragancia profunda se implanta en la imaginación. Las más conocidas son: Wint&Lila Gin, Premium, Galician y Seagram’s.
  • Florales. El lirio, las rosas, el jazmín, las violetas o los geranios generan un sabor incomparable, logrando que las ginebras sean menos secas. Ciertos ejemplos son: Hendrick’S Gin y G’Vine Floraison Gin.
  • Frutales. Esta ginebra produce un sabor particular en la boca, pero manteniendo un delicado equilibrio entre lo dulce y lo amargo. Gordon’s Distilled y Larios Rosé Ginebra son emblemas de este tipo de licor.
  • Tradicional. El aroma es el protagonista de esta bebida que se fabrica exclusivamente con baya común y etílica agrícola. Es ligero y suele estar aromatizado con frutas o vegetales. Ciertos ejemplos son: Martin Miller’s y Plymouth.

Estos botánicos tienen como objetivo la creación de nuevos sabores y aromas. Además, las hierbas y especias tienen un papel importante en la producción de este licor, ya que son elementos que se maceran y dan una gran versatilidad al producto.

Otras variedades

Además de las clases descritas, hay otros tipos de ginebras que se usan en toda la mixología, un arte que se vale de las técnicas de la gastronomía para producir cócteles. Estas son:

  • Envejecidas. Se refinan en un corto lapso en barricas, generando nuevos matices aromáticos. En medio de las más conocidas permanecen Citadelle Reserve y Beefeater Burrough’s Reserve.
  • Genever o Jenever. Suele prepararse con cereales y se aromatiza con enebro. En esta familia resaltan las frutales, adolescentes y envejecidas.
  • Old. Es un licor londinense fabricado a la vieja usanza, tiene un alto grado etílico y un dulzor que otorga frescura al paladar, al tiempo que revienta una explosión auténtica en la boca.
  • Sloe Gin. La endrina, una fruta ácida y amarga, le otorga un gusto característico durante la maceración. Una vez que se filtra y embotella alcanza entre los 25 o 30 grados. Varias de ellas son la Plymouth Sloe Gin o Hayman’s Sloe Gin.

Algunas de estas ginebras suelen tener aromas y sabores más aromáticos. Las especias juegan un papel importante, dándole un toque mucho más especial a esta bebida.

¿Por qué Confiar en Amigosdelasbodegas?

Javier Torres es un escritor experimentado en bebidas espirituosas y apasionado por viajar descrubiendo destilerías los últimos 10 años , puedes leer más sobre mi aquí. Mi favorito es el Whisky, pero también me encantan el Gin, Ron y Vodka.
Javier Torres
Últimas entradas de Javier Torres (ver todo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Síguenos en las redes